martes, 26 de agosto de 2008
No nos engañemos ...
A menudo regreso a casa en por las noches en el bus 53, o en el 133. La parada me pilla justamente al otro lado de la carretera (bueno, no es una carretera, pero sí una especie de avenida con mucho tráfico). Para cruzar al otro lado, como la gallina, hay que pasar por una especie de subterráneo cortito, de esos que tienen unos escalones tan bajitos que molestan mucho más que los normales a la hora de subirlos o bajarlos.

A veces también paso por allí de día, pero parece que de noche me sorprende más. No precisamente porque me de miedo, nada de eso. Ayer precisamente, al pasar por allí una vez más, me dí cuenta de lo diferente que es a los "subterráneos" que se ven en Madrid: llenos de mierda, con un montón de cosas tiradas, con un olor asqueroso debido a las "cositas" que se hacen ciertas personas que piensan que es mejor mear contra la pared que en un árbol. Además, no me dan miedo porque no son nada inseguros, como el resto de la ciudad (de hecho, creo que nunca he visto un yonki en esta ciudad)

Lo más "salvaje" o ilegal que se ven son las firmas con spray por las paredes, ya que no llegan ni de lejos a la categoría, muchas veces artística, de los graffities españoles. Lo cierto es que algunos de los que me he ido encontrando a lo largo de los casi dos años que llevo frecuentando el lugar no estaban del todo mal: son esos que ahora se hacen con una plantilla previamente currada en casa (con lo que solo tienes que pegarla en la pared y rellenar los huecos con una laca de un solo color, lo cual además minimiza el riesgo de ser pillado).

Pero, por suerte (casi siempre) o por desgracia (en honrosas excepciones) no suelen tardar mucho en desaparecer. El sistema de limpieza de paredes del ayuntamiento de Munich debe ser infalible. En las fachadas de los edificios no suele verse ninguna firma de esas, pero quizás en los sitios escondidos, como los túneles, tardan un pelín más en localizarlos y borrarlos.

Pues bien, en las últimas semanas me llama siempre la atención una frase escrita a grandes letras en las dos paredes que forman la esquina con la que te das de bruces al bajar al túnel desde la parada del bus: MACHT EUCH NICHTS VOR ... IHR WOLLT ALLE BLOSS GELIEBT WERDEN.

Esto, para los que estén un poco verdes en la bonita y a la par endemoniada lengua de Goethe, significa lo siguiente: NO OS ENGAÑEIS... LO QUE TODOS QUEREIS ES TAN SOLO SER AMADOS.

No sé, pero me da qué pensar. Me pregunto cómo será la persona a la que le da por escribir una cosa así en una pared: hombre o mujer? edad? condición social? estado emocial? ... y, sobre todo, es cierto que nos negamos (algunos o todos) que en el fondo queremos ser amados?

Imaginé que haría miles de canciones al respecto, y la verdad es que sí, pero ninguna de ellas me han gustado, así que os dejo una que, si bien no lo dice explícitamente en el título, si en la letra (o algo similar) y además es Josh Groban: un chaval que canta espectacularmente bien (al menos por las pocas canciones que había le escuchado anteriormente) y que quizás a alguien no le resulte del todo desconocido, ya que salió incluso en un par de capítulos de Ally McBeal (lo que hace el marketing ....)

Lo dicho, que a partir de ahora me fijaré más en las frases tatuadas en las paredes

 
posted by Rita Peich at 8/26/2008 10:49:00 p. m. | Permalink |


3 Comments:


  • At 8/29/2008 12:50 a. m., Blogger Rita Peich

    Bueno, pues por fin me he dado cuenta que algo fallaba en la plantilla (cosas de jugar a programar sin tener ni idea de HTML) y por fin he dado con la solución (copy/paste) ... espero que no vuelva a pasar y podais escribir todos los comentarios que os de la gana

    Besos varios

     
  • At 8/29/2008 2:30 p. m., Anonymous Pablo

    Ahora sí, por fin!!!! Y yo que buscando avisarte, pasé por el Palacete :-)

    En Argentina hay un personaje de cómic muy conocido llamado Clemente. Entre los personajes de esa tira hay una especie de estatua parlante (mejor dicho, es un busto) que suele pontificar que "Todas las cosas que hacen los hombres en su vida son para ganar chicas" Es una variante, digamos más pragmática, del graffiti que viste :-)

    Por cierto, qué buenas cosas se leen en las paredes de Munich (y encima se las borran... con lo que se pone acá deberían demoler la pared)

    Saludos

     
  • At 9/19/2008 11:44 a. m., Blogger Callista Floja

    Brillante!!!! Me parece muy bueno, no me lo quito de la cabeza.

    Enhorabuena